Referéndum en Croacia y las culpables “fuerzas ocultas” del Opus Dei y del “espíritu talibán”

¡Buaj!, lo que están trinando los medios de comunicación croatas sobre la victoria de las organizaciones familiares y civiles de Croacia, promotoras del referéndum a favor del  blindaje constitucional del matrimonio como unión exclusiva entre un hombre y una mujer.

La culpable, por supuesto,la Iglesia Católica, la que ha conseguido imponer su criterio a todos los ciudadanos de Croacia, les guste la medida o no. “Croacia vuelve a los Balcanes de los que intentó escapar”, “el referéndum de vergüenza”, “la madre de un gay se siente como la madre de un leproso”, “desde Europa nos darán palos”, etc.

Se señalan públicamente los rostros de los promotores principales de la iniciativa,

Indicando su pertenencia al Opus Dei, sus profesiones y actividades. Se rebusca en su pasado y el pecado es de diversa índole: ser influyente profesional de prestigio con defensa pública de la iniciativa o un empresario que dedique parte de sus ingresos a la financiación de la campaña del referéndum. En este clima enrarecido por los medios, nada más que por ellos, les faltaba poner la diana en los rostros de estas personas.

De la voz cantante de la iniciativa En el nombre de la familia, Zeljka Markic, se afirmacon despecho: “solamente ella tiene provecho de esta iniciativa. Ha surgido de ninguna parte y se ha convertido en el pilar de los conservadores. Ha puesto patas arriba medio país, supuestamente defendiendo la santidad de la familia, cuando  en realidad lleva la cruzada en contra de una minoría”.

 

El cuento de siempre. La democracia para el pueblo, pero sin el pueblo. En cuanto les sale mal, se descalifica. Se acepta el resultado a regañadientes, insultando a los que se atreven a pensar diferente. Como si dijeran, “esta te la guardo”. Un parlamentario no tiene reparo en decir: “sin duda, el resultado es totalmente legal, pero sin legitimidad alguna”. ¿Y cómo se explica eso? Porque la iniciativa ciudadana se hizo a la espalda de los partidos políticos; de unos porque piensan y promueven justo lo contrario, de otros por no parecer no sé qué. Por eso la iniciativa estádeslegitimada. Es decir, ellos son la luz del pueblo, y si el pueblo se rebela contra esa iluminación, jarabe de palo para el pueblo malo. Ni vergüenza tienen en reconocer que piensan en esos términos, replicando los medios alemanes para dar más credibilidad a su tesis: “Croacia a la misma altura que Hungría y Serbia”. ¿No hay ningún racismo en esto? Para ellos ninguno, disparan a diestro y siniestro sin pedir perdón.

Saben quién tiene bastante influencia social todavía y de allí procuran penetrar en sus filas. Un sacerdote, Don Ivan Grubisic, ocupa un puesto en el parlamento por el partido“progresista” Iniciativa Ciudadana, por lo que, y por sus actividades y declaraciones, fue suspendido de sus funciones ministeriales por su obispo hace dos años. Es para él que detrás del referéndum está el Opus Dei y el “espíritu talibán”.

Sus declaraciones son elocuentes y totalmente transparentes:

“Jesús promovía la fraternidad entre los hombres y la igualdad de hombres ante la ley. Eso son valores genuinos predicados por Jesús y nadie debería ser su discípulo si no acepta esos valores. Esos valores que él aceptaba y vivía, aceptó la Revolución Francesa y con ella dio lugar a la  sociedad civil… detrás de todo esto está el Opus Dei, la Jerarquía de la Iglesia, con alguna pequeña excepción. Aquí se ha creado un espíritu talibán, es decir, de exclusión hacia los demás y diferentes de nosotros. Eso no es postura cristiana. Jesús acogía en su comunidad a mujeres y prostitutas y al ladrón en la cruz… aquí se trata de ideología de instituciones – de la Iglesia Católica y otras que pueden llevar el nombre de católicas, pero no tienen contenido cristiano. Ese es el problema….

Si consiguen éxito en este punto, intentarán con el aborto, fecundación artificial, etc.”

 

En realidad, la única “culpa” de algunas personas del Opus Dei y de sus colaboradores era empezar a decir en voz alta lo que tantos pensaban. Los voluntarios surgieron por doquier, principalmente cristianos activos, pero no solamente ellos. Y eso es todo. Otro error que los iluminadores no consiguieron evitar era una legislación que permitía la convocatoria directa de un referéndum si se alcanza un determinado número de solicitudes (10% del censo). En España eso es imposible, y el único mecanismo de la voz directa del pueblo, las Iniciativas Legislativas Populares, una tras otra son despreciadas por el parlamento. Así de honesta queda esa democracia.

Pero nada es imposible. La cuestión está en la mentalidad del combate desde la identidad. El diálogo ingenuo y la secularización llevan a donde Don Ivan. La milicia cristiana al amor al mundo cuyas heridas hay que curar mediante el anuncio de la verdad. Me despido con el discurso de otro apologeta americano, Michael Voris (Church Militant TV) sobre la insensatez de los católicos actuales y la necesidad de cambio de mentalidad. Dios te ama.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s